¡Llegan las lluvias de otoño y con ellas vuelve la RIADA!

Este movimiento surgió hace poco menos de un año en un momento muy concreto de crisis demográfica: Aragón, una tierra de 47.000km2 con un pasado eminentemente rural, se enfrenta hoy, como gran parte de su entorno, a una condensación poblacional sin precedentes hasta llegar al punto de que en 2019, más del 60% de sus habitantes viven en su capital.

En este contexto, La RIADA comenzó el pasado 2 de Marzo en Burbáguena con una propuesta modesta pero ambiciosa: unir a las personas que vivimos en este amplio territorio y articular una red de apoyo mutuo y coordinación de acciones locales en todo Aragón.

Este año escaso de recorrido ha servido para demostrarnos que es posible romper esa barrera simbólica que ejerce la distancia entre quienes tenemos una realidad similar aunque estemos tan separados, nos ha dado para reunir durante dos encuentros a casi 200 personas de lugares muy distantes y para expresar nuestras inquietudes y compartir nuestras experiencias en una lucha que es tan compleja como enriquecedora.

Sin embargo, la propuesta organizativa para que esta dinámica crezca, se desarrolle y se extienda, no ha dado los frutos que esperábamos hasta el momento. La comunicación en la distancia es complicada, y la web y los grupos de correo no parecen haber servido para resolverla. Por otro lado, se trató de coordinar el trabajo repartiéndolo en 3 comisiones: Web, Encuentros y Comunicación; pero quizá las tareas de cada una de ellas no estaban bien definidas y las responsabilidades de trabajo no fueron repartidas de forma ajustada, además de que la llegada del verano siempre supone un parón en las actividades de c

ualquier organización.

Por esto, y porque consideramos que la premisa que dio origen a La RIADA sigue vigente, vamos a seguir re-uniendonos con la convicción de que junt@s no sólo somos más fuertes sino también más inteligentes. Y de que la unión y coordinación entre la propia gente de los pueblos nos será más útil que la ayuda de quienes nos miran desde fuera.

Y como seguimos teniendo claro hacia dónde queremos ir, la mejor manera de seguir avanzando es detenernos para decidir qué camino es mejor tomar.

Nos convocamos EL VIERNES 18 DE OCTUBRE A LAS 19:00 EN ALLEPUZ, coincidiendo con la víspera del II festival contra la despoblación.

Nos vemos en Allepuz. Nos vemos en los pueblos.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.